El Hombre que robo un Avión para demostrar que sabia Volar

Avion Chocado por no saber Volar

Hay un tipo muy específico de persona que aspira a ser el “Mas Malo”, pero siempre termina como el “Mas Tonto”. Es el tipo que no puede caminar a través de la jungla sin meterse en un combate de boxeo con un gorila de espalda plateada, y luego, una vez que se despierta, inmediatamente lo arrestan por acosar a la vida silvestre. No estamos diciendo explícitamente que Michael Santos sea una de estas personas, pero, ya sabes, hay una razón por la que un hombre así aparece en este articulo.

Por ejemplo, en 2007, Santos condujo a su novia a un aeropuerto para enseñarle a volar un avión. Las cosas ya estaban en el camino de la catástrofe: Santos no solo manejaba borracho, sino que ni siquiera tenía una licencia de conducir (tenía una prohibición de por vida de conducir debido a, efectivamente, conducir ebrio). Aun así, Santos estaba seguro de que su embriaguez no afectaría su capacidad de vuelo en avión; después de todo, no tenía ninguno. Santos no tenía un avión y, en general, era prácticamente lo contrario a un piloto calificado.

Santos no iba a permitir que estos hechos interfirieran con su plan de mostrarle a su novia cómo podía volar por los aires como el triunfador que era, por lo que acudió al Mile High Club. Así que Santos irrumpió en el primer avión que vio y logró encender su motor. La feliz pareja condujo el avión por un rato en el suelo. Santos estaba tratando de descubrir cómo despegar y dirigirse a la calle de rodaje cuando el motor izquierdo repentinamente (y, considerando lo que podría haber sucedido si realmente hubieran logrado despegar, afortunadamente) estalló en llamas.

Santos tuvo el buen sentido de apagar los motores antes de que explotara todo el avión, y su romántico crucero en el cielo tomó un destino diferente en la forma de un campo de frijoles cercano, donde el avión se atascó. Presumiblemente eso marcó el final de la romántica cita también.

Las autoridades tardaron varios meses en localizar a Santos, y al final solo lo atraparon porque alguien lo oyó alardear de haber robado un avión una vez. Santos fue acusado de robo de delitos graves, conducta delictiva y ser un delincuente de tráfico habitual, con un total de cuatro años de prisión.

Add Comment